Una carta abierta sobre el sexo Trans-Hetero

Imagen por Alejandra Quiroz

Si buscas información en google sobre citas con una persona trans, verás que la mayoría de los diálogos existentes se centran en la soledad y la supuesta falta de aceptación que las mujeres trans reciben de los hombres. Si bien estas realidades existen, no es de lo que quiero hablar acá. En cambio, quiero señalar que, contrario a la creencia popular, las mujeres trans valoramos la soltería tanto como los hombres. Frecuentemente he juzgado hombres por su falta de voluntad para admitir abiertamente que se sienten atraídos por las mujeres trans, sin embargo, yo misma, de vez en cuando, estoy en negación al respecto de mi atracción por ellos. Eso es debido a la vulnerabilidad que provocan en mí.

Al ser una mujer alfa, no encajo perfectamente dentro de los constructos de la masculinidad y la feminidad. En el pasado me he sentido avergonzada por no ser lo suficientemente dócil o sumisa para los hombres por los que me he sentido atraída. Odiaba pretender ser una damisela, pero en última instancia lo hice para compensar por su hombría y  "probar" mi feminidad. Reconocer esa verdad me ha ayudado a entender mejor a los hombres que se sienten atraídos por una mujer trans. Las circunstancias de nuestra mutua atracción son paralelas; muchos de nosotros tratamos de desaprender las mentiras que nos han enseñado sobre la fluidez del género y la sexualidad, y eso puede ser un proceso complicado. Uno podría pensar que saber eso haría más sencillo identificar y buscar encuentros sexuales saludables. Y, sin embargo, todavía hay ciertos reparos al respecto.

·

Aunque las mujeres trans no siempre tenemos la mejor suerte encontrando parejas sexuales compatibles, no estoy segura de que sea más fácil para los hombres.

·

He estado con hombres que aprecian mi naturaleza alfa, pero ese mismo tipo de hombres también ha hecho las cosas difíciles algunas veces. Por ejemplo, se han lanzado a mandarme mensajes preguntando sobre mis genitales incluso antes de saber qué estoy buscando o preguntarme mi nombre. No es que no me acostara con ellos. Más bien, algunos me hicieron sentir como un objeto inanimado, incapaz de equilibrar atracción y dignidad al mismo tiempo. En estos casos, he terminado por bloquearlos, y luego he caído en un prolongado hechizo de anorexia sexual.

Aunque las mujeres trans no siempre tenemos la mejor suerte para encontrar parejas sexuales compatibles, no estoy segura de que sea más fácil para los hombres. Así que acá tienen algunos consejos para ayudar a hombres cis-hetero a navegar con éxito el sexo casual con mujeres trans, para que todos podamos beneficiarnos de los placeres de la atracción mutua:

Todo se construye. No hay un manual establecido

No te preocupes por decidir quién es qué, qué cosa va a dónde y qué significa todo. Las mujeres trans experimentamos el mismo tipo de ansiedad social intentando descubrir lo que nos gusta y lo que no. Esto también varía de una pareja a otra; y pasa con todas las relaciones sexuales entre parejas de todos los géneros e identidades sexuales. Las preferencias de tu pareja anterior no necesariamente son las de tu pareja actual. Relájate y permite que puedan resolverlo juntos. Uno de ustedes o ambos pueden tener límites estrictos y líneas que no se pueden cruzar. Eso está perfectamente bien y debe ser respetado por ambas partes. El objetivo es divertirse y sentirse cómodo en el proceso.

El respeto es un afrodisiaco

Como mencioné antes: siempre sé respetuoso. Algunas mujeres trans se sienten completamente cómodas con sus cuerpos y con cómo participan en encuentros sexuales. Algunas luchan contra la disforia y puede que no te dejen tocar cada centímetro de sus cuerpos. Antes de terminar envuelto en una conversación sobre los cuerpos trans, pregúntale al respecto de sus niveles de comodidad. Primero pregunta qué le gusta y parte con eso. Demuestra que el placer de ella es tan importante para ti como el tuyo propio.

Bonus: Evita los cumplidos indirectos. Frases como “Nunca me habría dado cuenta de que no naciste siendo mujer, que eres trans” o “te ves como una mujer de verdad” pueden desencadenar una reacción muy fuerte para la mayoría de las mujeres trans. Es mucho más seguro apegarse a los cumplidos habituales sobre su cara, su pelo, su ropa y su sonrisa.

Investiga

Google es tu amigo y lo mejor de todo es que es gratis. ¿Por qué desperdiciar el tiempo hablando de lo básico de ser trans cuando puedes saltarte eso e ir directamente a las partes sexis de la conversación? No hay nada de malo en jugar un poco y pedirle que haga las veces de tu maestra sexi (o viceversa), por ejemplo. En otras palabra: no esperes que se convierta en conferencista especializada en el tema trans; eso puede ser u verdadero matapasiones.

 Al diablo los roles de género

Si llegaste hasta acá es porque no hace falta convencerte de lo atractivas que son las mujeres trans. Nuestra dualidad y versatilidad hacen de nosotras un paquete completo. Recuerda: no eres menos hombre por practicar actividades sexuales tradicionalmente reservadas para mujeres. Y ella no es menos mujer por ser más asertiva (o insertiva) durante su tiempo juntos. Algunas mujeres son dominantes, algunos hombres son sumisos y muchos fluctúan en sus preferencias. Una mujer es una mujer y un hombre es un hombre. El género es solo una construcción social; y por lo tanto, no tiene reglas inamovibles.

Las etiquetas te limitan

No le preguntes si el hecho de que te sientas atraído por ella “te hace gay”. Ella es una mujer, por tanto no eres gay. Vuelve al segundo punto, investiga. Hay muchos recursos increíbles en internet que te ayudan a entender la diferencia entre orientación sexual e identidad de género. Las mujeres trans son mujeres y las etiquetas son barreras que impiden descubrirse. 

No tienes que probar ni defender nada

Las mujeres trans no cuestionamos tu masculinidad, así como no cuestionamos nuestra feminidad. Las reglas estrictas sobre expresión de género en la sociedad no se aplican para nosotras. Tienes permiso de ser tú mismo. Lo único por lo que vamos a juzgarte es por cuán atento seas con nuestras necesidades.

No odies. Corresponde

Una de los mayores limitantes que encontramos las mujeres trans cuando estamos intentando decidir si debemos acostarnos con alguien o no, es cuando intentamos entender qué vamos a ganar con eso. Siendo alguien que intentaba sobrevivir como trabajadora sexual, entiendo la diferencia entre un compañero íntimo y un cliente. Uno paga por lo que obtiene y el otro quiere compartir una experiencia contigo.

Si no estás buscando una prostituta, no pidas cosas como si fueras un cliente. Te puedo garantizar que ella está haciendo las cosas contigo en las que no está completamente interesada, pero se esfuerza por complacerte. Asegúrate de mostrar agradecimiento y devolver el favor.

Comunicación antes que eyaculación

Algunas mujeres trans están buscando algo más significativo que solo sexo. Contrario a la creencia popular hay montones de hombres por ahí que están dispuestos a dárselo. También hay mujeres trans que buscan un galán casual como tú y vienen sin ataduras ni drama. Si no tienes intenciones de nada más allá de una aventura casual, díselo. Cuando mantienes las cosas honestas y abiertas todos ganan.

Cambia el clima social

Una vez que has estado con la mujer trans de tus fantasías, reconoce que más allá de esa fantasía hay una realidad. Las mujeres trans son objeto constante de odio, discriminación y violencia. Puede que no te sientas cómodo admitiendo abiertamente que te sientes atraído por las mujeres trans, sin embargo, hay cosas que puedes hacer para ayudar a que las percepciones sociales cambien y sean menos hostiles para nosotras.

  1. No participes en conversaciones transfobicas. No es raro que en un intento por abrir los ojos de otros, los hombres que se sienten atraídos por mujeres trans hagan parte de conversaciones desagradables sobre el tema. Si bien la intención no es dañarnos, esto tiene consecuencias reales, e incluso nos cuesta la vida. Sin mencionar que participar en el diálogos transfobicos ayuda a perpetuar la cultura que hace que la mayoría de los hombres sientan que necesitan ocultar su atracción hacia nosotras en primer lugar.
  2. Conéctate con otros hombres trans amorosos. En casi cualquier discoteca trans o comunidad en línea, los hombres que se sienten atraídos por mujeres trans terminan siendo mejores amigos con otros hombres que comparten su interés. Es liberador tener amistades libres de juicios o presiones de andar explicándose. Mientras más hombres normalicen la atracción por las mujeres trans, más seguro será para nosotras existir y que puedas interactuar con nosotras.
  3. Algunos hombres eligen pagar por la compañía de mujeres trans. Soy una gran defensora de que las mujeres trans tengamos completo control sobre nuestros cuerpos y nuestros futuros. No hay nada malo en satisfacer nuestras necesidades sexuales y económicas al mismo tiempo. Si puedes aligerar su carga, hazlo. A algunos hombres les ofende la idea de pagar la compañía de una mujer trans. Y no necesariamente todas las mujeres trans están cómodas con esa cultura. Incluso si no estás pagando por su tiempo, considera hacer una donación anónima a una organización especializada en promoción social para personas trans.

El consejo más importante es que recuerdes pasarla bien y no dejar que el fantasma de las “normas sociales” te persiga y evite que tengas una experiencia increíble.

ENTREVISTA
PLAYBOY

TE PODRÍA INTERESAR

RECOMENDADOS

¡Vamos a comer cerdo!

Este artículo sale en la edición impresa de PLAYBOY COLOMBIA de diciembre de 2017  Desde la comida callejera hasta la

¡Vamos a correr!

Cada año en Colombia se realizan casi 100 carreras en diferentes ciudades del país, incluyendo maratones, medias maratones, carreras recreativas

El poder de la Ayahuasca

La respuesta de Tim fue corta y dulce. “Este es el mejor mensaje que he recibido. Te mando el dato con todo el gusto”, escribió.

FICCIÓN

ÚLTIMOS ARTÍCULOS